Propuestas turísticas


09 mag 13

Actívate en Navarra con sus deportes y actividades más emocionantes

Navarra es un pequeño paraíso en el que se puede disfrutar del deporte en pleno contacto con la naturaleza. Caminar por una de las grandes joyas del patrimonio natural de Navarra, las Bardenas Reales, deslizarse por los ríos navarros, perderse en la Selva de Irati o descubrir los paisajes de la Zona Media a golpe de pedal son ejemplos de la amplia oferta de actividades que ofrece Navarra a sus visitantes.



Escalada en Etxauri

  Para salir de la rutina, disfrutar de unos días en espacios abiertos y no contaminados, no hay nada como practicar turismo activo. Ahora que llega el buen tiempo, se puede pasear, practicar deportes tradicionales en frontones y plazas, el ciclismo o deportes de riesgo o de aventura como el parapente o kayak, fuertemente ligados al medio natural. Ya sea en el cielo, la tierra o el agua, Navarra ofrece multitud de actividades en un entorno inigualable.

Disfrutar de la naturaleza navarra

 Para estar en contacto de forma permanente con la naturaleza, el senderismo es una de las mejores alternativas para los turistas. Entre las opciones destacan los recorridos de trekking. Las GR cuentan con distintas rutas que cruzan los Pirineos, los límites entre Navarra y Gipuzkoa o que proponen recorridos circulares como la vuelta de Aralar o la de la Cuenca de Pamplona. 

 Hay también caminos con menor distancia, los PR y senderos locales (SL), que atraviesan lugares mágicos como el Bosque de Orgi, los miradores de la Selva de Irati, el cañón del río Irantzu y otros bellos parajes de la Zona Media o la Ribera. 

 En primavera, más que nunca, los ríos de Navarra se llenan de agua en un espectacular “deshielo verde” e invitan a los deportistas a realizar descenso de cañones, rafting o piragüismo. Pero las actividades acuáticas no se limitan al río y también se pueden practicar deportes como la vela, el windsurf o el esquí náutico que congregan anualmente multitud de practicantes en embalses como los de Alloz o Yesa.

 Cuando las condiciones meteorológicas lo permiten, los más atrevidos se preparan para una auténtica descarga de adrenalina. El cielo navarro se tiñe de deportistas que practican parapente y ala delta y que disfrutan de la vista de pájaro que ofrecen las alturas de esta magnitud. Los puntos más frecuentados para realizar esta aventura se concentran en la Zona Media y los Pirineos, en lugares como la Higa de Monreal, Sierra de Leire, Sierra de Aralar y Belagua.

Sobre ruedas, a caballo, escalada y bajo la tierra

 Para conocer los pueblos de Navarra y sus paisajes más idílicos, la Comunidad Foral cuenta con numerosas rutas para la práctica del cicloturismo. Las rutas son infinitas pero existen cerca de 40 recorridos en bicicleta y mountain bike y dos centros BTT que ofrecen itinerarios de distinta dureza. Uno de los circuitos más curiosos es el que une Isaba con Cabanillas por la “Cañada de los Roncaleses” y que tiene una gran distancia (187 kilómetros).  

 El visitante también dispone de numerosas empresas que ofrecen paseos en segway, propuesta divertida y respetuosa con el medio ambiente, o a caballo, una actividad ideal para practicar en familia y para que los más pequeños estén en contacto con los animales y la naturaleza. 

 La pasión por la escalada ha estado siempre muy ligada al deporte que se practica en Navarra, tanto en los Pirineos como en las famosas paredes de Etxauri. Tocar el cielo con las puntas de los dedos después de horas de esfuerzo y sacrificio es una de las mayores experiencias que los escaladores tienen durante su visita a Navarra. 

 ¿Y bajo tierra? Guías especializados acompañan a los visitantes a introducirse en cuevas que se encuentran en zonas calizas como Aralar, Urbasa o Larra, que esconde alguna de las mayores simas de Europa, como la de San Martín, que sobrepasa los 1.300 metros de profundidad.
 Además de los espeleólogos, los turistas de a pie también pueden conocer los secretos de las cuevas gracias a unas citas accesibles para todos los públicos: las Cuevas de Urdazubi/Urdax y las de Zugarramurdi son las más conocidas tanto por su belleza como por las habladurías y leyendas que las han convertido en atractivo turístico a nivel internacional. En las cuevas de Mendukilo celebran el próximo 19 de mayo el Día Mundial de la Diversidad Biológica, unas jornadas orientadas a las familias en las que habrá visitas guiadas y actividades para los pequeños de la casa.

  Para obtener más información sobre turismo activo y sobre turismo en Navarra acceda a su web www.turismo.navarra.es o llame al teléfono de información turística 848 420 420.